¿Por qué los anillos vibradores son tan placenteros?

Los anillos vibradores son unos de los juguetes más populares que existen en el mercado. Su fama se la han ganado, pues realmente tienen muchas formas de uso y sobre todo muchas ventajas.

Para muchas personas también es el juguete que compran por primera vez, ya que lo pueden usar con su pareja en un entorno de confianza.

Y es que sí, una de las preguntas que más nos hacen llegar en meibi es:

¿Qué juguete puedo usar a la hora de la penetración con mi pareja y que ambos sintamos increíble?

Es una pregunta completamente válida, ya que pareciera que los juguetes sexuales están hechos para usarse de manera individual (aunque ya sabemos que no es así, porque los juguetes pueden usarse en pareja de muchas maneras, si no nos crees dale click en el meibisutra y conocerás muchas posiciones sexuales que puedes usar en pareja), sin embargo,  es una realidad que los anillos vibradores SÍ están planeados justo para eso, para usarse en pareja.

El coito es una práctica muy popular hoy en día, incluso ya hemos hablado de lo mucho coitocentrista que puede ser nuestra sociedad, pero eso no quita que el coito o la penetración, para muchas parejas, es una práctica muy placentera.

Para nada está mal ver el coito como placentero, es verdad que puede llegar a ser una práctica de mucho disfrute, el problema es verlo como el plato principal de todo encuentro sexual.

Bueno, dicho esto: ¡Los anillos vibradores llevan al coito a otro nivel!

Un anillo vibrador lo puedes dividir en dos: en la rosca o anillo y en la zona que vibra.

  • La rosca se introduce en el pene, apretando la circulación del mismo (pero tranquilo, no aprieta tanto).
  • Y la parte que vibra es la que estimula el clítoris de tu pareja.

Ventajas que conlleva usar un anillo vibrador como Ringo de meibi

  • Tardas más en eyacular: ya que la presión ejercida por el anillo presiona la zona circundante, haciendo que los vasos sanguíneos se contraigan, permitiendo que el flujo sanguíneo salga del pene más lentamente y haya erecciones más largas y duraderas.
  • Erecciones más rígidas (¡más duras!) : porque la misma presión de la que hablamos anteriormente hace también que el pene concentre y retenga más la sangre, por lo que la erección puede ser más gruesa y rígida, resaltando las venas del pene (un efecto similar a cuando te van a inyectar una vena y te ponen una especie de liga para que las venas resalten, ¿no notas cómo tu brazo se pone duro?)

  • Vibran: Las vibraciones tienen un efecto positivo para todos los participantes, a la persona que traiga puesto el anillo, sentirá el cosquilleo y la sensación de la vibración en su pene, y la persona con la que esté compartiendo el momento, si tiene clítoris, buscarán la manera de que esas vibraciones la estimulen mientras es penetrada.
(Ojo: los anillos vibradores están diseñados para parejas hétero cis, pero recuerda que la creatividad y formas de usos de los juguetes los convierten en universales, hemos tenido reviews de parejas de dos personas con pene, que comentan haber tenido un momento de muchísimo placer al usar a Ringo)

  • Convierte tu pene en un vibrador de conejo: Si te fijas en la estructura de un vibrador de conejo, notarás que todos tienen una punta más pequeña en el centro del juguete (aprox), que es la parte encargada de estimular el clítoris. Justo pasa eso con tu pene cuando te pones a Ringo, lo estás convirtiendo en un conejo vibrador que será capaz de estimular tanto la zona g como el clítoris al mismo tiempo (gran combinación para el placer).

  • Estimula otras zonas: Ringo es un anillo que te ofrece la posibilidad de estimular también los testículos al mismo tiempo que vibra el juguete, esto pasa cuando giras 180 grados a Ringo, su punta, la que antes era la encargada de estimular el clítoris, ahora está volteada estimulado los testículos, ¡otra gran opción!

  • Más allá del pene: Ringo es un juguete discreto y elegante, incluso está lejos de parecer un juguete sexual y un consejo que damos es que también se puede usar como excelente vibrador de tipo balita, es decir, ponerte a ringo en las manos y aprovechar su vibraciones para estimular cualquier zona de tu cuerpo que desees. 

  • ¡Wow! Son demasiadas las cosas buenas que nos ofrecen los anillos vibradores, así que no los subestimes como un juguete sexual más, todo lo contrario, es un artículo de amor y placer que te brindará grandes momentos con tu pareja y llevará tus encuentros sexuales a otro nivel de placer. 

    Dale el anillo que merece y realmente quiere tu pareja. 

    Por Roberto Levy

    |

    Escribir un comentario

    Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados