Y mi vulva, ¿es normal?

No tienen idea de cuántas veces he escuchado o leído esta pregunta acompañada de mucha preocupación e incluso de inseguridad: “mi vulva, ¿es normal?”.

La verdad es que no hay una forma o diseño determinado de vulva para considerarla “normal”. Lo que sí es un hecho es que hay millones de vulvas y cada una tiene su encanto, sus características únicas y es maravilloso que ninguna sea igual a la otra. 

vulva

¿Por qué esa insistencia en que haya una medida estándar o un tipo de vulva ideal? 

Pues bien, esto de cuestionar la forma y belleza de nuestro cuerpo es bastante común. Ya que tenemos tan arraigado el hábito de compararnos y de encontrarnos defectos, que por supuesto, no podíamos dejar fuera, de esta NADA bonita dinámica, a nuestra vulva.  

Pero, ¿por qué hacemos esto? 

  • Es posible que tenga que ver con el poco conocimiento que tenemos de nuestra corporalidad, ¿cuántas veces han tomado un espejo, abierto las piernas y observado sus genitales? Puedo apostar a que es un ejercicio que han realizado escasamente, es más, hay personas que NUNCA en su vida se han visto. 
La cuestión aquí es que cuando no estamos acostumbradxs a observarnos, creamos una desconexión con nosotrxs mismxs y damos paso libre a una autocrítica severa, pues nos construimos expectativas de lo que supuestamente es “ideal” a partir de lo que “nos han contado”. Entonces, ¿qué les parece si empezamos a crear un criterio propio y hacemos el intento de conocer nuestras propias formas y colores? Que insisto, son únicas, irrepetibles e increíbles.  

como es la vagina
  • Otra de las razones es que tomamos de referencia el “cómo deberían ser las vulvas” de lo que vemos en películas eróticas y pornográficas, o bien, de imágenes explícitas que aparecen en diferentes medios como revistas o videos de internet, etc. Pero cuando observamos todas estas representaciones, olvidamos que detrás de ellas hay toda una industria multimillonaria cuyo objetivo es generar más dinero a partir de la creación de excentricidades y fantasías. ¡Sí! ¡Eso! ¡FANTASÍAS!

Porque todos esos cuerpos están modificados para verse en teoría “más atractivos”, para que llamen la atención y vendan más.  Es por ello, que vemos pechos grandes, penes exagerados, coitos interminables y sí, vulvas operadas para ser simétricas, carentes de vello y según esto “perfectas”. 

Pero la realidad ¡no es así! (Un tip: si de pronto nos dan ganas de consumir pornografía por esto de darle un subidón a la excitación sexual, siempre está la opción de elegir porno ético feminista donde se presentan cuerpos reales y no hay abuso ni coerción para lxs protagonistas del filme).

Lee más sobre cómo romper los estigmas e inseguridades que el porno convencional nos dejó aquí.  

Pensemos juntxs…

…aunque las vulvas se conformen de las mismas partes para todxs nosotrxs, es lógico que no pueden ser iguales, pues cada una de ellas tendrá sus propias características, como, por ejemplo:

Vamos por partes y conozcamos a fondo la vulva

Labios externos: Pueden variar de tamaño, un labio puede ser un poquito más largo que el otro, tener la piel más gruesa o más delgadita. También puede que sean tan cortitos, que entonces los labios internos sobresalgan y ¡está bien! 

Labios internos: Estos pueden ser más o menos prominentes, pueden incluso colgar un poquito y ser más visibles. Otras veces pueden ser tan chiquitos, que pareciera que se esconden. También puede que sean simétricos o no serlo y ¡es normal!

Color: Pues bien, puede ser que el color del resto de la piel no sea exactamente igual al de la vulva. En muchos casos la piel de esta hermosa zona íntima es un poquito más oscura. Además, hay un abanico de colores entre los que pueden encontrarse: rosa pálido, morado, marrón, rojo, etc., y sí, ¡todos ellos existen y son habituales!

Clítoris: ¿Y qué creen?, también el clítoris es diferente en cada unx de nosotrxs, por ejemplo, la parte externa (glande) puede ser más o menos visible, tener un capuchón más grande o pequeñito. También la parte interna puede presentarse en varios tamaños e ir desde los 9 centímetros hasta aproximadamente los 12 centímetros y ¡eso es genial!

Vello: Mientras algunas personas tienen mayor cantidad de vello, otras no tienen tanto.  Puede ser liso, ondulado o rizado, más oscuro o claro. Puede coincidir con el color del cabello de la cabeza o no hacerlo. Ser grueso, largo o corto… En todas y cada una de sus presentaciones, ¡el vello es bello! Y, ¡no tendría por qué ocasionarnos conflicto!

partes de la vulva

La vulva es normal en todas sus presentaciones

¡Celebra a tu vulva cada día! Descubre más sobre la importancia de nombrarla aquí.  

En fin, que por características, formas, tamaños, colores y texturas podemos encontrar muchas, tantas como la cantidad de personas que existimos. Así que empecemos a dejar a un lado esa fea tendencia de compararnos con otrxs o de pensar que existe “una vulva perfecta”, pues hacer esto, no tiene beneficio alguno; al contrario, lo que provocamos es aumentar nuestras inseguridades, miedos e incomodidades que inclusive limitan nuestro goce en los momentos más íntimos.  

Además, estos pensamientos “sin ton ni son”, no nos permiten ver que cada persona posee lo suyo, que tiene sus propios atributos y, que es justamente en esa originalidad, donde radica el mayor de los potenciales. 

Sí, luchar contra esta costumbre de menospreciarnos es cosa de todos los días, literalmente es hacer un esfuerzo consciente, pero se puede lograr esto, no es un camino en línea recta, tampoco es fácil, pero debemos intentarlo… poquito a poco formemos el hábito de observar nuestros cuerpos desde una perspectiva más realista, amorosa, respetuosa y compasiva. 

Jamás vuelvas a sentir que tienes “algo malo” entre las piernas. Las vulvas no se fabrican en serie como los automóviles, por lo tanto, tu vulva, así como la de cualquier otra persona es ¡ABSOLUTAMENTE NORMAL!

Si aún no has comenzado con la exploración de tu vulva, comienza con tus propios dedos limpios en un lugar donde te sientas cómodx, recuerda usar LUB para que la experiencia sea más agradable y gentil con tu cuerpo. ¡Descubre el lubricante de meibi que es natural!

lubricante natural meibi
|

Escribir un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados